Reseña: Rayuela, de Julio Cortázar


Título: Rayuela

Autor: Julio Cortázar

Páginas: 736

Precio: 11.99€

Editorial: Punto de Lectura 


Rayuela es la gran novela de Julio Cortázar. El libro donde el escritor argentino supo condensar sus propias obsesiones estéticas, literarias y vitales en un mosaico casi inagotable donde toda una época se vio maravillosamente reflejada. El amor turbulento de Oliveira y La Maga, los amigos del Club de la Serpiente, las caminatas por París en busca del cielo y el infierno tienen su reverso en la aventura simétrica de Oliveira, Talita y Traveler en un Buenos Aires teñido por el recuerdo. La aparición de Rayuela en 1963 fue una verdadera revolución dentro de la novelística en lengua castellana: por primera vez, un escritor llevaba hasta las últimas consecuencias la voluntad de transgredir el orden tradicional de una historia y el lenguaje para contarla. El resultado es este libro único, abierto a múltiples lecturas, lleno de humor, de riesgo y de una originalidad sin precedentes.


Cortázar consigue sorprender desde la primera página. Ya ahí te das cuenta de que no estás ante una novela como otra cualquiera. Desde el primer momento te presenta las posibilidades de lectura de la novela: puedes leerla siguiendo el orden típico de los capítulos o puedes optar por la segunda opción que cual rayuela consiste ir saltando de capítulo a capítulo en un orden que él te ofrece. Yo opté esta vez por la más tradicional con la intención de ver como iba encajando las piezas del puzzle para que también tuvieran sentido desde la otra perspectiva.

Es innegable que se trata de una novela innovadora en muchos sentidos, desde su estructura hasta la forma en que el autor lo narra. En ella juega con las letras (nunca mejor dicho), investiga y da una vuelta a lo tradicional.

La novela nos introduce en la vida de Horacio Oliveira y en las aventuras que vive a lo largo del tiempo. En un primer momento, nos encontramos con sus líos amorosos con “La Maga” y descubrimos al grupo de amigos con el que discute sobre filosofía y con el que escucha jazz, todo ello bañado por la esencia dela romántica Francia. En la segunda parte, conocemos a otro Horacio que regresa a su tierra natal y en la que se reencuentra con sus antiguos amigos y con los cuales vive mil y una peripecias y locuras.

En Rayuela hay capítulos insuperables que si por ti fuera leerías mil veces, hay capítulos que te pueden llegar a emocionar, hay capítulos agridulces, hay capítulos brillantes, hay capítulos difíciles de entender, hay capítulos que parece que sobran, hay capítulos de los que enamorarse y otros a los que odiar, los hay demasiado cortos y demasiado largos. En ellos descubrimos a Julio Cortázar en muchas facetas, su estilo literario te deja con ganas de más y en algunas ocasiones de todo lo contrario.  



No sé que esperaba del libro “Rayuela” -el cual lo tenía como pendiente desde hace mucho- pero sin duda no lo que me encontré. Se trata de un libro que me ha sorprendido y que espero con el tiempo releer y así poder disfrutarlo y tal vez entenderlo aún mejor.

Gracias a la editorial por el ejemplar.

6 comentarios:

  1. La verdad es que es un libro que me encantaría poder leer.

    un besooo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!!
      Espero que cuando lo leas te guste mucho, yo esperaba más pero es una gran novela.

      Besos,
      Alejandra G.N.

      Eliminar
  2. Holaa, he escuchado demasiado de este autor y espero leerlo algún día. Me alegro que te haya gustado y sorprendido. La estructuración de los capítulos se ve muy interesante^^
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!!
      Es una novela muy innovadora y eso es lo que más me gusta de ella.

      Besos,
      Alejandra G.N.

      Eliminar
  3. A este libro le tengo muchas ganas... Gracias por la reseña!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!!
      Espero que puedas leerlo pronto y te sorprenda gratamente.

      Besos,
      Alejandra G.N.

      Eliminar

¿Quieres que visite tu blog y comente? Todos los comentarios son respondidos y cada vez que me comentes, te comentaré. Fácil, ¿verdad? No dejes simplemente SPAM ;)

Con la tecnología de Blogger.